NOTA PRINCIPAL, Noticias Destacadas Página Principal

Arrancó la era Jaime Méndez en San Miguel y hay expectativa por el nuevo tablero político

Comenzó la era de Jaime Méndez en San Miguel. El nuevo intendente juró ante el concejo Deliberante que se reunió en sesión especial para aprobar la licencia de Joaquín De La Torre y más tarde poner en funciones al nuevo jefe comunal. A mediados de mes, el intendente saliente asumirá a mediados de agosto como ministro de la producción bonaerense. El oficialismo resalta que no habrá cambios profundos y que será una continuidad del proyecto que se inició en 2007. La oposición expectante ante el nuevo tablero político.

Joaquín De La Torre tiene entera confianza en Jaime Méndez. No de ahora sino de hace muchos años cuando se conocieron y compartieron diversas actividades, entre ellas, el rugby. En las dos últimas elecciones donde se fue candidato, lo eligió como su primer concejal, es decir, como su reemplazo natural.

Por lo visto en las últimas semanas cuando se confirmó la llegada de De La Torre al equipo de Vidal, comenzó una despedida del jefe comunal que, sólo el tiempo y las circunstancias políticas dirán si será definitiva. Por los gestos, queda toda la sensación que Joaquín De La Torre seguirá siendo el jefe político pero su idea será transcender en la política provincial y nacional. A eso va al ministerio de la producción. Para hacer política. Ni más ni menos. Y ayudar a consolidar el proyecto político de la gobernadora Vidal.

Sobre eso se montará la oposición que critica su salida y no quizo votar su licencia. Es más, la idea es tratar de emparentar a De La Torre más con Macri que con Vidal, por una cuestión lógica: las encuestas. La gobernadora mantiene un alto índice de aceptación. También el presidente, pero está más expuesto a los costos políticos de las medidas de su gestión. En el acto, el momento de tensión lo pusieron los concejales Juanjo Castro y Javier Coronel del FPV que quisieron hablar y no pudieron. Además, fue triste el papel de la ex legisladora provincial, Graciela Podesta, cercana a Franco La Porta, que se paseó con un cartel amarillo criticando a De La Torre.

En San Miguel arranca una nueva etapa que tendrá de intendente a un joven de bajo perfil y considerado como una “buena persona”. Sin dudas, la exposición que comenzará a tener y las medidas que tomará, para algunos ese concepto podría modificarse. Pero empieza con ventaja: no es resistido por casi nadie. Jaime Méndez, en su discurso hizo alusión a su formación y a las obras que tiene pensado encarar, entre ellas la repavimentación de la Avenida Balbín.

La interna del oficialismo está domada. El presidente del Concejo Deliberante Hugo Reverdito afirmó días atrás a El Embudo que están todos consustanciados para que que le vaya bien a Jaime Méndez y que lo peor que podrían hacer es comenzar a discutir electoralmente.

Enfrente, la oposición, atomizada y dispersa observará detenidamente. Su suerte dependerá, en gran parte de cómo le vaya a Cambiemos. Pero en lo estrictamente local, varias obras importantes están comprometidas en los próximos meses y eso le dará un oxígeno importante a Méndez. Además lo tendrá a De La Torre empujando los expedientes desde la provincia.

Comienza la etapa Mendez, con el agregado de un gabinete en su primera línea que ha sido oxigenado con aquellos que esperaban su oportunidad. Es una buena señal. Ahora dependerá de ellos el éxito o el fracaso.

Entre los presentes estuvo el Ministro de Gobierno Federico Salvai, el intendente de General Rodríguez, Darío Kumar, los legisladores provinciales, Hugo Oroño y María José Tedeschi. Además estuvo el senador Roque Cariglino quien conforma un bloque con el ex jefe de gabinete de San Miguel Alfonso Coll Areco quien no estuvo y consultado por este medio aseguró que “no fui invitado”. También estuvo el ex intendente de Malvinas Argentinas Jesús Cariglino, a quien De La Torre agradeció en su discurso por los “consejos” y el apoyo que le brindó en tiempos difíciles. En representación de Mario Ishii asistió su secretario de gobierno Juan José Pérez.

3 agosto, 2016